Comunicaciones Técnicas de Café
Número 72 - Marzo 2017

Ramirez Caficultura desde Costa Rica

Apdo 396-3000, Heredia, Costa Rica, Teléfono: (506) 8322-2794

www.ramirezcaficulturadesdecostarica.com

Importancia de los árboles de sombra para la caficultura sostenible

¿Cómo evitar problemas inducidos por mal uso del sombrío?

Ing. Jorge Ramírez Rojas

Asesor Experto en Café

jramirez@ramirezcaficulturadesdecostarica.com

Actualmente es de general aceptación para muchas de las condiciones agroecológicas donde se desarrolla el cultivo, la conveniencia del manejo de los cafetales con sombra. El uso de sombra es además un factor imprescindible para el desarrollo de sistemas orientados hacia la implementación de la caficultura sostenible.


Con manejo de sombra regulada en los cafetales, la condición general del cultivo y la productividad son típicamente más estables, en función de una serie de procesos beneficiosos que se desencadenan y que resultan muy favorables para el microclima de la plantación, permitiendo evidenciar importantes ventajas en los sistemas de cultivo de café con sombra.

 

Sin embargo, también se ha incurrido en prácticas inconvenientes en cuanto a la forma de incorporar los árboles en el cafetal, las especies utilizadas, su distribución en el campo y muy especialmente el abuso en la cantidad de árboles que llegan a generar un exceso de sombrío que limita sustancialmente la productividad y la rentabilidad de la empresa.

EFECTOS DE LA SOMBRA EN PLANTACIONES DE CAFÉ


Según sea la cantidad y calidad de la sombra, así serán las condiciones que se producen en el microclima de la plantación, también con influencia importante en las características químicas y físicas de los suelos y con un papel aún más preponderante en los procesos fisiológicos de la planta que tienen que ver con la fotosíntesis, el crecimiento, la floración y la fructificación.

Ambiente de la plantación


La sombra produce cambios en el microclima del sistema en cuanto a la entrada de luminosidad, la temperatura del suelo y del aire, además en la velocidad del viento y en la evaporación. En general se puede señalar que estas condiciones resultan ser más amenas para el cafeto y por tanto más favorables para el cultivo a largo plazo.

 

Los árboles de sombra generan también un efecto de amortiguamiento de condiciones extremas que en determinado momento pueden afectar la plantación; de esta forma durante el día contribuye a bajar la temperatura, mientras que durante la noche mantienen el calor remanente atenuando el efecto de la baja temperatura en los cafetos.

 

Al reducir la velocidad del viento dentro del cafetal, la presencia de los árboles de sombra resulta muy importante para la protección de las plantas, principalmente las más jóvenes que son muy susceptibles a la desecación.

Condiciones del suelo

 

Los árboles de sombra en el sistema del cafetal tienen efectos importantes sobre las características químicas, físicas y biológicas del suelo, además de la contribución de algunas especies a través de la fijación de nitrógeno de la atmósfera. El ambiente de sombrío además mantiene baja la temperatura y alta la humedad en el suelo.

 

En suelos de baja fertilidad el aporte nutricional derivado de la descomposición de los residuos de podas de ramas y de la hojarasca desprendida de los árboles, constituye una ventaja aún más importante en estos sistemas. La actividad fotosintética de los cafetos en estas condiciones es menos intensa, la preparación de cosecha es más regulada y por tanto la demanda de nutrimentos menos intensa.

 

La determinación analítica del nivel nutricional de los suelos en plantaciones manejadas con sombra regulada, señala que el contenido de los nutrimentos calcio y magnesio, son los valores que mejor reflejan el aporte nutricional del material de los árboles de sombra a la fertilidad del suelo.  

 

No menos importante es que la escorrentía y la erosión del suelo provocado por las aguas de las lluvias, es menos severa en plantaciones con sombra. Los árboles producen abundante hojarasca que protege del impacto directo de las gotas de lluvia y favorece la infiltración del agua en el suelo.

Productividad a largo plazo

 

La evidencia experimental y la experiencia del cultivo a escala comercial señalan que bajo condiciones agroecológicas óptimas y manejo tecnificado, el café produce más a plena exposición solar. Sin embargo, este comportamiento tiende a variar al cabo de varios años de cosechas acumuladas en los sistemas con sombra, ya que los registros de productividad a largo se mantienen más estables, por lo que el rendimiento promedio se torna más competitivo.

 

Esta situación es especialmente relevante ya que lo importante en la actividad cafetalera, es la posibilidad de mantener una productividad sostenible en el tiempo. Para generar un ambiente adecuado y una buena productividad del cafeto en estas condiciones, es necesario que la proporción de sombrío en el sistema no sobrepase el 40 o 45%.

 

Quizás, uno de los factores más relevantes en la sostenibilidad productiva de los sistemas de cultivo con sombra, es que el cafeto manifiesta necesidades de poda a más largo plazo, lo que permite aprovechar previo a realizar esta práctica un número mayor de cosechas, situación que no ocurre en los sistemas de cultivo diseñados para maximizar el aporte productivo de los cafetos.

EVITAR PROBLEMAS POR MAL USO DEL SOMBRÍO


Las nuevas prioridades dirigidas al desarrollo de la caficultura sostenible, consideran el uso de la sombra en los cafetales como parte fundamental que sustenta esta forma de cultivo, por lo que es preciso ordenar el componente arbóreo que se utiliza con el café y determinar las estrategias de manejo más convenientes, con miras a favorecer la condición agronómica del cultivo y promover las ventajas que se pueden lograr a partir de estos sistemas de producción.


Aunque a veces se atribuye algún efecto de competencia a la presencia de árboles en los cafetales, en la mayoría de los casos es más bien la cantidad excesiva de sombra que se utiliza o el uso de árboles en cafetales ubicados en zonas donde las condiciones ecológicas y la ubicación de las áreas de siembra, no favorecen la disponibilidad plena de radiación solar, lo que en estos casos propicia más la diferenciación vegetativa y no la producción.


Cuando la cantidad de sombra comienza a exceder la proporción adecuada dentro del cafetal, se deben realizar labores para regular el sombrío y reducir el efecto de competencia por luminosidad, para manejar así un ambiente siempre favorable hacia una buena preparación de cosecha de los cafetos.


Con el uso no apropiado de la sombra también se han observado algunos otros problemas, los cuales deben ser corregidos en procura de mejorar las condiciones en el cafetal para aumentar la productividad. 

Distribución inadecuada de los árboles en el cafetal

 

Ocurre cuando sin una justificación determinada se encuentran muchos árboles concentrados en determinados sectores de la finca, mientras que en otros sitios se observan solamente unos pocos árboles dispersos.

 

Esta situación es más frecuente en zonas de cultivo donde probablemente el uso de sombrío no es tan necesario y las áreas más pobladas de árboles corresponden a los sitios que han conservado el remanente de árboles, después de haber sido renovadas esas áreas de cultivo.

 
En las partes con mayor efecto de sombrío, se puede procurar llevar a cabo algún tipo de regulación de las ramas que se encuentran más al alcance de la posibilidad de poda, las cuales serán a la vez las que normalmente ejercen mayor influencia de sombrío sobre los cafetos.

Poca adaptabilidad de las especies

 

En algunos casos se nota el uso de especies de árboles que no se adaptan adecuadamente a las condiciones de la zona. Esto ocurre generalmente cuando los productores introducen especies de sombra en los cafetales, provenientes de otras regiones casi siempre con condiciones de clima y suelos bastante diferentes.

 

Se ha visto también que con la implementación de ciertos proyectos de arborización en zonas cafetaleras, se han llevado especies de árboles que por sus características y requerimientos climáticos, no terminan por adaptarse bien a la zona de cultivo.

 

 Por eso es muy importante que con el desarrollo de los planes de incorporación de árboles en regiones cafetaleras, se utilicen especies bien adaptadas a las condiciones propias de la zona, que puedan cumplir bien la función de sombrío requerido para el cultivo.


Efectos alelopáticos

 

Algunas especies utilizadas como sombra en los cafetales, han presentado algún efecto alelopático negativo hacia el cultivo, al producir fuerte acidificación del suelo en todo el entorno de los árboles donde se ubican las plantas de café, limitando así su crecimiento y productividad.

 

Esta situación se ha observado no solamente con especies de árboles que se han colocado dentro de los lotes de café, sino también con otras que se ubican en orillas y linderos del cafetal y que llegan a causar efectos perjudiciales en todos los cafetos que de una u otra forma, se encuentran dentro del área de influencia de estos árboles .

 
Esta situación constituye también motivo de una adecuada selección de las especies que se van a usar como sombra, lo mismo que de los árboles que se van a utilizar como linderos, cortinas rompevientos o simplemente como parte del componente arbóreo del cafetal.

Cantidad excesiva de árboles en el sistema

 

Es una de las situaciones más comunes que se pueden observar y a la vez de mayor efecto perjudicial para el cultivo. Ocurre por razones diversas, como la intención de los productores de proteger en demasía el cultivo de factores climáticos adversos como alta o baja temperatura, fuertes vientos, etc.

 

Además por razones fuera del ámbito agronómico, tales como los requisitos de poblar de manera desproporcionada con árboles de sombra las áreas de cultivo de café, para cumplir con determinados programas de incentivos por la siembra de árboles en el cafetal o el protocolo aplicado para dar curso a programas de manejo, que más parecen orientados al desarrollo forestal que al cultivo económico del café.

 
 

Este tipo de problemas siempre desembocan en un mismo resultado; plantaciones de café cubiertas de un denso sombrío que limita sensiblemente la diferenciación productiva y genera una constante de condición agronómica de cafetos de llamativo follaje de color verde intenso y buena apariencia general, pero de muy bajo rendimiento productivo.

MANEJO APROPIADO DE LA SOMBRA EN EL CAFETAL

 

El establecimiento y manejo de los árboles de sombra bajo el concepto de caficultura sostenible, debe tener en cuenta las condiciones agroecológicas de la zona, la cantidad de árboles por área que permita una buena distribución del sombrío en la plantación. Se debe procurar generar una condición de influencia de la sombra que permita que los cafetos puedan disponer de intensidad lumínica suficiente, para estimular una buena preparación de cosecha.

 

También se debe tener en consideración la topografía de los suelos dedicados al cultivo y el deterioro que estos puedan haber sufrido por efecto de la erosión. Teniendo en consideración estos factores, así como las características de las especies que son utilizadas, se puede considerar bajo manejo de café sostenible la posibilidad de trabajar con un rango de densidades que va de 50 a 150 árboles por hectárea 

 

Como parte de una adecuada disposición de los árboles en la plantación, es necesario conservar espacios suficientemente amplios entre los árboles de mayor fuste correspondientes al estrato superior, y en la parte con poca influencia de sombrío se pueden establecer algunos árboles y arbustos de fácil manejo, que permitan mantener una regulación apropiada del sombrío mediante podas y raleos anuales.

 

Desde el punto de vista de las características de los árboles que puedan ser considerados como ventajas para uso como sombra de café, se pueden citar aspectos como las condiciones del follaje, la distribución de las ramas, la respuesta a las podas, la cantidad de materia orgánica que aporta, su capacidad de retención de follaje, la dureza de la madera, producción de frutos que puedan atraer aves y la distribución del sistema radical que no interfiera mucho con los cafetos.

 
 
 

Su guía para conocer sobre caficultura.